Soy pequeño
aprendiz de unicornio
Aquí os dejo
una breve semblanza sobre mí:
Mi sombra a veces
lo muestra.
La luna la oculta.
sé que aparento frágil
mi pata roza el suelo
Como un alfiler una solapa
duermo sobre pechos
que me cantan canciones
de el alma, como suspiros
que escapan
A los ojos
De quien no ve nada.
Existencia leve
Casi mágica.
Ser especial
un juguete
Con alma.
Era tan bonita
que me olvidé
de mirar el teléfono,
de desayunar,
de coger el autobus
de dónde vivo
parecía sonreirme
en los cristales y en los espejos
era tan bonita
que no la reconocí
y pasé de largo.
A %d blogueros les gusta esto: